Mostrar menú secundario

¿ Por Qué ?

                                          

Las autoridades locales tienen un papel decisivo en la mitigación del cambio climático. Más de la mitad de las emisiones de gases de efecto invernadero son generadas en y por las ciudades. El 80% de la población vive y trabaja en las ciudades, donde se consume hasta un 80% de la energía. Las autoridades locales, al ser la administración más cercana a los ciudadanos, se encuentran en una situación idónea para comprender sus inquietudes.

Los gobiernos locales deben convertirse por lo tanto en actores principales que pongan en práctica políticas energéticas sostenibles y deben ser reconocidos y apoyados en su esfuerzo.

El Pacto de los Alcaldes es la principal iniciativa diseñada por la Comisión Europea, en la que participan las autoridades locales y regionales que han asumido el compromiso voluntario de mejorar la eficiencia energética y utilizar fuentes de energía renovable en sus territorios. Su principal objetivo es desarrollar la planificación energética para todo el ámbito municipal, es decir, planificación para todos los sectores consumidores de energía del municipio a 2020.

El objetivo concreto es el de disminuir en todo el ámbito municipal más allá de un 20% las emisiones de CO2eq al año 2020 a través de mejorar la eficiencia energética y aumentar el uso de fuentes de energías renovables en el consumo final de energía.

El municipio de Logroño firmó en 2012 su adhesión al proyecto Pacto de los Alcaldes y Alcaldesas sumándose así a otras 5.400 ciudades de toda Europa que ya trabajan en esta misma dirección.

Para cristalizar el compromiso político en medidas y proyectos concretos, los firmantes del Pacto deben elaborar, en el plazo de un año, un Inventario de Emisiones de Referencia y presentar un Plan de Acción para la Energía Sostenible que agrupe las acciones fundamentales que prevén llevar a cabo. Este plan contiene el listado específico de las acciones a realizar y servirá de hoja de ruta para las actuaciones de los próximos años enfocadas a la consecución de los objetivos de ahorro y reducción de emisiones.

Las actuaciones recogidas en el mismo se refieren a todos los sectores consumidores de energía del municipio y prevén acciones en materia de eficiencia energética, así como de energías renovables, movilidad sostenible y residuos.